viernes, 9 de diciembre de 2011

Ensalada de tomates secos, aceitunas y queso feta


Esta ensalada la vi ya preparada en las secciones de comida para llevar de algunos supermercados en Londres, que por cierto, son impresionantes. Dedican más espacio a la comida precocinada que al resto de la comida, dependiendo de la localización del supermercado. Y no sólo comida rápida o “basura”, que diría mi madre, también algunos platos elaborados con una pinta envidiable.
La ensalada en cuestión es sencilla y se puede tener en el frigorífico preparada para llevar a comer alguna ración pequeña en un táper o sacar a la mesa como acompañamiento. Cuanto más tiempo macere el aceite con los ingredientes más buena estará, así que no tengáis pena en hacer una cantidad razonable.
Pide pan para sopar, así que cuidado los adictos al deporte olímpico del mojete que no te das cuenta y llevas media barra de pan en el cuerpo y aun no has empezado a comer… sé lo que me digo…
Ingredientes: 1 bote de tomates secos en conserva, un bote de olivas negras deshuesadas, otro de olivas verdes deshuesadas, 3 dientes de ajo en salmuera, 200 gr de queso feta, albahaca, sal y pimienta, perejil y aceite de oliva. (algunas versiones las vi con champiñón laminado).
Preparación: Corta los tomates, en tiras finas o en trocitos, como prefieras. Corta las olivas en rodajas (cada una en tres, por ejemplo). Corta el queso feta en daditos. Pica las hojas de albahaca y el perejil. Pica también los dientes de ajo.
Mezcla todos los ingredientes muy bien en un recipiente con generoso aceite de oliva. Salpimienta y remueve. Deja en la nevera macerar o consume en el momento.
Las instrucciones del mojete no las doy que las conocéis bien.
tomates secos-queso feta- ensalada



No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada

¿Puedes aportar algo a esta entrada? Animate y participa.